El día del amigo, un regalo caído del cielo

El 20 de julio celebramos la amistad en homenaje al día en que el hombre pisó la luna. No te prives de hacer una pausa y saludar a esos amores que convertiste en tu familia del corazón.

Las fechas especiales movilizan muchas emociones y regalan un puñado de horas en las que nos obligamos a frenar y a conectar con los afectos y con las cosas importantes de la vida. La amistad es, sin duda, una de ellas. Por eso, el 20 de julio no es un día más (no dejes que lo sea): es el rinconcito que el calendario nos reserva para hacer una pausa, poner en valor a los amigos y recordar, saludar y homenajear a todos aquellos que elegimos para transitar los distintos tramos de la vida.

Día del amigo, para pensar en la amistad

Definir qué es la amistad y el lugar que los amigos ocupan en la vida es algo muy personal, pero hay algunas cuestiones que inevitablemente se repiten y que el filósofo británico Francis Bacon describió como pocos: “La amistad duplica las alegrías y divide las angustias por la mitad”, escribió, hace ya muchos años, y su definición logró eco en todos los idiomas y en todas las generaciones.

Un amigo es eso: es compañía y amor en la risa y en el llanto. Es recorrido, es aventura, es diversión y es sostén. Es abrazo, es escucha y es palabra. Es complicidad, juego, picardía. Y es, sobre todo, libertad: los amigos son los afectos que elegimos por nosotros mismos desde que abrimos el juego más allá de la familia, más allá de la sangre y de los genes. Es el mundo emocional que construís desde lo que sos y desde las experiencias que vas ensayando en la vida.

dia del amigo

Julio avanza y nos acerca este gran día. Es imposible no celebrar el 20 de julio. No te lo pierdas ni prives a tus amigos de saberse queridos.

No hay fórmulas: cada uno tendrá su manera de acercarse y de homenajear la amistad. Pero no dejes de regalarte un momento para saludar y agradecer a quienes transitaron con vos algún momento especial.

Una fecha caída del cielo

El día del amigo no podía tener cualquier origen. Su importancia ameritaba una buena historia y sin duda la logró. En Argentina, celebramos la amistad el 20 de julio en homenaje al día en que el hombre pisó la Luna. Se le ocurrió a Enrique Ernesto Febbraro, un argentino, profesor de psicología y filosofía, que entendió que aquel glorioso día de 1969 el hombre protagonizaba un gesto fundacional de amistad hacia el universo.

El mundo entero aquel día se unió para mirar la Luna. Soltó lo conocido y lo familiar y tendió una mano al Cielo. Para Febbraro, fue el símbolo perfecto de la amistad: hay momentos en la vida en que el camino nos lleva más allá de los primeros vínculos y nuestro corazón va por más. Por curiosidad, por afinidad, por necesidad y por razones de lo más diversas, como llegan los amigos.

Compañeros de ruta inigualables, afectos por elección, don de la vida… De la manera que quieras o puedas, el 20 de julio, celebrá a tus amigos.

Regalale algo especial a tu amigo

¿Todavía no te registraste en Mercado Libre? Quiero registrarme