Cómo tener una casa sustentable y reducir costos

La construcción está atravesando un importante cambio de paradigma, que trae como consecuencia no sólo un interesante ahorro energético sino que beneficia al medio ambiente. Te contamos cómo tener una casa sustentable y cuáles son los sistemas y materiales de construcción más utilizados hoy.

Cómo tener una casa sustentable

No sólo la relación costo-beneficio y el confort son buscados por quienes sueñan con una vivienda. En el siglo XXI la conciencia ambiental se impone. La industria de la construcción lo sabe. Y busca volverse sustentable desde lo medioambiental y lo social.

¿Cómo? Respondiendo a esa demanda, que exige una reacción. Se contemplan, así, entre otras estrategias medioambientales clave, las siguientes:

como cuidar el medioambiente

Podés leer: Cómo cuidar el medio ambiente: pequeños grandes gestos

Construcción sustentable: un nuevo paradigma

La construcción sustentable contempla varios abordajes. Uno de ellos es la reducción de desperdicios de obra. Por ejemplo, a través de la reutilización de moldes. Para ello, se dispone de elementos más versátiles y flexibles.

“La construcción de unidades de vivienda se inclina cada vez más hacia la industrialización, dejando de lado los modos tradicionales. Nos enfocamos cada vez más en la eficiencia y la sustentabilidad”, explica Martín Suffern, gerente del Área Técnica de Eidico Viviendas.

Algunos de los sistemas y materiales de construcción que permiten cumplir con estos requerimientos son los siguientes:

  • Encofrado de aluminio: “Este sistema amortiza el uso de moldes, disminuye los tiempos de construcción y el desperdicio de obra, de la mano de una calidad constructiva industrializada”, indica Suffern. “Además, es un producto que permite cumplir con estándares de resistencia y durabilidad que nuestros clientes esperan”. Eidico aplica este sistema en Casas de Santa Ana y Casas de San Patricio, Altos del Encuentro y Miradores del Beagle. A través del encofrado de aluminio, se materializan las viviendas mediante moldes mano-portantes fabricados a medida, según cada proyecto. Así, se logra un ritmo constructivo similar al de un proceso industrial.
  • Aislamiento térmico: La finalidad es la eficacia y optimización en la climatización de una propiedad. Esto redunda en menor consumo de energía (gas, electricidad) tanto para refrigerar como para calefaccionar. Techos y muros son revestidos con materiales aislantes. De este modo, se logra un ahorro energético de hasta el 55%.
  • Paneles solares: Son una alternativa de producción de energía limpia y económica. Pueden ser utilizados tanto para generar electricidad (fotovoltaicos) como para calentar agua (térmicos). Con los del primer tipo es posible alimentar el consumo de una vivienda promedio, de unos 60 m 2 , sin tener en cuenta su climatización. Luminarias, una heladera y un par de televisores son elementos que pueden ser abastecidos. Los térmicos pueden abastecer a toda la vivienda de agua caliente. Y hasta en algunos casos llegan a alimentar sistemas de calefacción por loza radiante o radiadores.

Podés leer: ¿Cómo funcionan los paneles solares?

Un caso concreto: Eco-Pack

En buena medida, se trata de una síntesis desarrollada por Eidico de lo que se entiende por “construcción sustentable”. Focalizado como producto para Eidico Casas, este “paquete ecológico”, responsable socio-ambientalmente, consta de 3 pilares.

  • El primero son las ventanas con doble vidrio hermético (DVH). Ofrecen mayor aislamiento térmico y acústico, y disminución de la condensación. ¿El resultado? Un mejor balance de la temperatura de la casa.
  • El segundo elemento del Eco-Pack son los aireadores en canillas de cocinas y lavaderos. Reducen hasta el 50% del consumo de agua mediante boquillas aireadoras que evitan salpicaduras.
  • El tercer elemento del Eco-Pack son los termotanques solares. Disminuyen hasta el 70% del consumo de gas o electricidad requerido para calentar agua. Utilizan, por supuesto, una energía renovable por definición, la solar.

“Cada vez más buscamos construir casas lo más sustentables que sea posible. Ese es el camino. Y hacia allí Eidico y la industria de la construcción nos dirigimos”, concluye Suffern, consciente de que la sinergia entre procesos, tiempos, costos y cuidado del planeta y el futuro hoy es posible.

Te puede interesar:

¿Todavía no te registraste en Mercado Libre? Quiero registrarme