Qué tipo de propiedad prefieren los millennials

Las personas entre los 18 y los 35 años no buscan el mismo tipo de inmuebles. Mientras que los más jóvenes buscan más departamentos, los de más edad prefieren las casas. Los motivos de cada elección.

Las preferencias de los millennials no son las mismas cuando se les consulta sobre dónde les gustaría vivir y los motivos por los que eligen un tipo de propiedad respecto de otro inmueble. En la última encuesta realizada por Mercado Libre Inmuebles a 12.400 personas entre los 18 y los 35 años, a medida que aumenta la edad, la predilección por las casas es mayor. Mientras que los jóvenes entre 18 y 24 años prefieren en un 60% los departamentos y en un 40% las casas, este dato es totalmente inverso entre las personas de 31 a 35 años, que en un 61% buscan casas y en un 39% departamentos. Entre los 25 y los 30 años hay un 50% de interés para ambos tipo de propiedad.

Es interesante analizar también los motivos por los que cada grupo etario opta por uno u otro inmueble. Entre los que prefieren por una casa, la principal razón es que cuenta con un jardín propio (68%), seguido porque tiene más privacidad (62%) y más amplitud de espacio (57%). El top cinco de los motivos se completa con que es mejor para una familia numerosa (36%) y que evita problemas con los vecinos (34%).

En cambio, los que tienen como preferencia vivir en un departamento afirman que lo elijen porque tiene mayor seguridad (62%), es más económico (61%) y porque están más cerca de calles o avenidas donde hay transporte público (54%). Fácil mantenimiento (47%) y porque están en mejores zonas (43%), son los dos motivos del top cinco.

Qué eligen los millennials: ¿Vivienda nueva o usada?

En términos generales, esta generación es indiferente a si la vivienda que buscan para vivir es nueva o fue previamente usada. Un 66% de los encuestados aseguró que le da lo mismo si es a estrenar o no, mientras que un 17% afirmó que al momento de buscar propiedades prefiere que sean nuevas y el restante 17% que busca más usadas.

 

Sin embargo, esta elección es dispar según las edades. Al 71% de los jóvenes entre los 18 y los 24 años le es indiferente si el inmueble es nuevo o no, un 17% busca propiedades nuevas y el 12% restante viviendas de segunda mano. Por su parte, el 67% (es decir cuatro puntos porcentuales menos) de las personas entre los 25 y los 30 aseguró indiferencia respecto a si es a estrenar o no, un 18% que busca obras nuevas y un 15% que prefiere las usadas. Y, por último, los encuestados entre los 31 y los 35 años buscan en un 16% propiedades a estrenar, un 21% usadas y un 64% no tiene preferencia entre ambas opciones.

Los que buscan viviendas nuevas, a estrenar, lo hacen principalmente porque no necesitan hacer reformas (66%), porque consideran que tienen mejor calidad (64%) y porque prefieren utilizar su inmueble solo ellos (47%). Por otro lado, aquellos que buscan propiedades usadas lo hacen, como principal razón, porque su situación económica les impide adquirir una a estrenar (78%), tienen más opciones de encontrar una ubicación mejor (68%) y porque dan más libertad y flexibilidad a la hora de querer remodelar (54%).

Los motivos más esgrimidos por aquellos que tienen indiferencia entre elegir una vivienda nueva o una usada fueron el estado de la propiedad, ya que consideran que lo importa es que el inmueble esté en buen estado, el precio y que cumpla con las necesidades particulares del que está buscando. La ubicación, el sueño de ser propietario y la posibilidad de remodelar son las otras tres razones más elegidas.

Demografía de los millennials por edades

Vale la pena analizar la composición demográfica de los 12.400 encuestados entre 18 y 35 años, ya que difieren en su estado civil, en si tienen o no hijos, en su nivel educativo y en su situación laboral.

De 18 a 24 años

La conclusión sobre los millennials más jóvenes es que están solteros, no tienen hijos, tienen por lo menos el secundario completo y ya trabajan. Más en detalle, un 85% de este grupo etario está soltero (un 44% con pareja estable y un 41% sin pareja), mientras que un 11% ya convive y sólo un 3% está casado. El 1% está separado o divorciado. En cuanto a su descendencia, sólo el 14% tiene hijos.

Respecto del estudio, un 34% de los encuestados entre los 18 y los 24 años tiene el secundario completo y otro 34% está estudiando en la universidad. Los restantes se dividen entre un 8% que tiene el secundario incompleto y otro 8% que el terciario completo, un 7% tiene terciario incompleto y sólo un 5% ya ha terminado sus estudios universitarios.

La situación ocupacional de estos jóvenes es la siguiente: un 46% trabaja en relación de dependencia, un 28% es estudiante y un 15% es trabajador independiente. Sólo un 4% aseguró ser desempleado, y un 3% ama de casa. El resto seleccionó la opción “otro”.

De 25 a 30 años

El 31% del segundo grupo etario de los millennials encuestados tiene hijos, lo que supone 17 puntos porcentuales más que los jóvenes hasta 24 años. Además, el 74% aseguró estar en algún tipo de relación: un 41% está soltero pero con pareja estable, un 12% está casado y un 21% ya convive. El restante 24% está soltero sin pareja y un 2% separado o divorciado.

El 70% de esta generación tiene algún tipo de estudio mayor al secundario. Un 26% está con el universitario incompleto, un 17% completo, un 13% tiene terciario completo y un 9% aún no lo terminó, mientras que un 3% finalizó un posgrado y un 2% lo tiene incompleto. Para completar el nivel educativo de este grupo, un 24% tiene el secundario completo, un 5% incompleto, y un 1% cuenta con el primario completo.

En cuanto a la situación laboral, los datos son muy positivos ya que sólo el 3% respondió estar desempleado. Un 68% está en relación de dependencia, un 18% trabaja por cuenta propia, un 4% todavía es estudiante, un 3% es ama de casa y el restante 3% respondió “otro”.

De 31 a 35 años

Los de más edad dentro de los millennials presentan más diferencias respecto de los otros grupos en lo que hace al estado civil y los hijos que en cuanto a la educación y la situación laboral.

El 24% de entre los encuestados entre 31 a 35 años convive, un 30% está soltero pero con pareja estable y un 26% ya se casó. El total se completa con un 16% soltero sin pareja y un 4% separado o divorciado. Respecto de los hijos, si hay un salto importante en cuanto a las edades anteriores, ya que el 56% aseguró tenerlos, mientras que 44% respondió que no.

El nivel educativo también es muy bueno para los jóvenes de estas edades. Un 23% ya finalizó el secundario, un 20% tiene estudios universitarios incompletos y un 19% ya los finalizó, mientras que un 16% se recibió de un terciario. De los 4.843 encuestados, un 8% tiene terciario incompleto, un 6% secundario incompleto y un 1% primario completo. Por último, un 4% recibió un título de posgrado y un 2% los tiene todavía incompletos.

La situación ocupacional es positiva, al igual que en los anteriores grupos. Un 67% está en relación de dependencia, un 22% es independiente y sólo un 3% está desempleado. El resto se completa con un 4% que es amo de casa, un 3% que selección “otro” y un 1% que se definió como estudiante.

¿Todavía no te registraste en Mercado Libre? Quiero registrarme