Cómo limpiar el refrigerador y evitar malos olores

Descubre cómo limpiar el refrigerador y cómo evitar o eliminar aquellos malos olores generados por distintos alimentos. ¡Verás que es muy sencillo!

El refrigerador es uno de los electrodomésticos más apreciados del hogar y también el más utilizado. Cuando se mantiene en óptimo funcionamiento y limpieza, se logra evitar que en los alimentos crezcan microorganismos que aceleren el proceso de descomposición y que se generen olores desagradables.

A continuación, te explicaremos cómo limpiar el refrigerador en su interior y exterior y cómo eliminar malos olores. ¡Presta atención!

Primero: desconecta la energía

Debido a que el refrigerador es un aparato eléctrico, al momento de efectuar la limpieza se recomienda desconectar la corriente para evitar cualquier tipo de accidente. Además, mientras no haya energía, se detendrá la producción de hielo y de corrientes de aire frío que pueden hacer más incómoda la tarea de limpieza.

Al desconectar el refrigerador, es importante reubicar los alimentos en otro espacio. En el caso de algunos alimentos se recomienda mantenerlos en un lugar en el que conserven una temperatura fresca o fría, aunque el proceso de limpieza no sea tan largo. Para ello, puedes usar algún cooler.

Productos e implementos necesarios

No solo basta con saber cómo quitar el mal olor del refrigerador. Luego de sacar los alimentos, recipientes y gavetas del refrigerador, es importante asegurarse de contar con los implementos necesarios. Bastará con tener a la mano una esponja, jabón líquido o cualquier otro agente de limpieza, trapos absorbentes, alguna esencia de preferencia y agua.

Debe evitarse el uso de esponjas de material abrasivo (como aquellas que se expenden de alambre), o de productos químicos que generen corrosión sobre materiales plásticos. Estos productos podrían ocasionar daños irreparables a las superficies.

Si no cuentas con un agente de limpieza, puedes preparar un producto casero bastante efectivo, solo debes mezclar:

  • 1 litro de agua
  • Algunas gotas de limón (opcional)
  • 2 cucharadas de bicarbonato.

¿Cómo limpiar el refrigerador?

El método de limpieza ideal se aplica desde lo más profundo hasta las superficies externas, lavando también todas las partes desarmadas de forma individual. Esto no solo incluye las gavetas, separadores u otros elementos que formen parte del equipo, sino también aquellos frascos o recipientes (sean de vidrio o plástico) que luego regresarán al refrigerador.

Además, con todos los alimentos afuera, puede ser el momento oportuno para verificar las fechas de caducidad de los productos y desechar aquellos que se encuentren en mal estado (probablemente causantes del mal olor). Esto podría ser clave al momento de determinar cómo sacar el mal olor del refrigerador.

Con una esponja previamente mojada con la solución de bicarbonato o un producto de limpieza, se deben frotar los laterales internos del refrigerador y las piezas previamente desmontadas. Esto permitirá devolverles el color -o la transparencia- a las piezas y mantenerlas limpias por más tiempo. Es recomendable usar agua caliente en este proceso, tolerable al tacto, debido a que tiene mayor efectividad para remover la suciedad.

Los líquidos derramados y residuos de alimentos dentro del refrigerador son los principales generadores de malos olores, así que se le debe dedicar el tiempo y esfuerzo necesarios para su limpieza.

Las gomas ubicadas en los bordes de las puertas también merecen atención. Por lo general, acumulan en su interior grasas y otras partículas que pueden dar originen a olores desagradables, óxido y desgaste. Asimismo, vale la pena revisar también si se encuentran vencidas o podridas, y si no están permitiendo que el frío escape del interior o que agentes contaminantes (incluso insectos) se alojen en estos espacios.

Parte externa del refrigerador

Una superficie limpia y brillante en el refrigerador es una carta de presentación que exhibe el nivel de higiene de toda la cocina y habla muy bien de su propietario.

Para la superficie externa del refrigerador, se pueden emplear productos jabonosos. Aquellos lugares de la puerta en los que se ponen las manos para abrirla o cerrarla, merecen especial atención, ya que es la zona más propensa a ensuciarse. Al aplicar la solución jabonosa, se debe sacar con agua y secar con un paño seco y suave.

 ¿Y cada cuánto tiempo limpiar el refrigerador?

La periodicidad en el proceso de limpieza debe ser constante para evitar preguntarte cómo sacar el mal olor del refrigerador. En este sentido, se recomienda realizar limpiezas ligeras quincenales y limpiezas profundas con una frecuencia de cada 6 meses.

Alimentos que no necesitan refrigeración

Algunos alimentos tienden a descomponerse más rápido a bajas temperaturas, mientras que otros requieren estar la mayor parte del tiempo en refrigeración. Por ello, es esencial conocer cuáles alimentos se conservan mejor en frío o a temperatura ambiente, y así saber cómo eliminar el mal olor del refrigerador de raíz.

Por ejemplo, el frío puede afectar el sabor de alimentos y frutas como las cebollas, verduras, manzanas, sandías y otras, por lo que es conveniente mantenerlas fuera del refrigerador. No solo se conservarán sus propiedades por más tiempo, sino que el refrigerador se mantendrá limpio por un periodo más prolongado.

Por su parte, los alimentos enlatados, salsas embotelladas y galletas, tampoco necesitan refrigeración, salvo que hayan sido abiertos sus empaques. En este caso, es recomendable guardarlos en envases plásticos o de vidrio con tapa, y no mantenerlos en los envases metálicos de origen.

Cómo quitar el mal olor del refrigerador

  • Para saber cómo evitar malos olores en el refrigerador, es necesario conocer y respetar la frecuencia ideal de limpieza y no permitir que se acumulen restos de comida.
  • Se deben conservar los alimentos dentro del refrigerador en envases cerrados herméticamente.
  • Hay que evitar introducir alimentos recién hechos y calientes en el refrigerador, ya que al poco tiempo se descomponen y tienden a dañar otros productos que se encuentren a su alrededor.
  • No es aconsejable llenar el refrigerador al límite de su capacidad. El aire frío debe circular entre los productos con libertad para que pueda ejercer eficientemente su función conservadora.
  • Algunas personas, luego de hacerle una limpieza profunda a su refrigerador, optan por introducir pequeños envases descubiertos con esencias de vainilla, canela, clavos de olor o hasta café molido, cuyas propiedades y aromas eliminan malos olores y generan fragancias agradables.
  • En caso de realizarse algún viaje largo y tener que desconectarse, es recomendable retirar de su interior todos los alimentos y dejarla completamente abierta hasta regresar.

 

Seguir estas recomendaciones te permitirá brindarle una óptima mantención a tu refrigerador, evitando tener que comprar repuestos en el futuro, y conservando todas las propiedades y sabores de los alimentos ¡sin malos olores!

Ahora, si es muy tarde para salvar tu refrigerador y necesitas renovarlo, te invitamos a encontrar uno perfecto para ti en las tiendas oficiales de Fensa, Mademsa, Daewoo, Electrolux, Mabe y Sindelen en Mercado Libre.

¿Todavía no te registraste en Mercado Libre? Quiero registrarme