¿Cuánto cobra un corredor de propiedades?

Saber cuánto cobra un corredor de propiedades es sumamente útil para evitar sorpresas si buscas vender o arrendar una propiedad. Y aquí te lo contamos.

Aunque en Chile no existe una disposición legal que determine cuánto cobra un corredor de propiedades, sí es posible tener una idea sobre el terreno que se está pisando al decidir arrendar o vender un inmueble, lo cual es muy importante si se considera que estos honorarios, generalmente, son un acuerdo al que se llega.

Desde la Comisión de Ética de ACOP, señalaron que entre los corredores afiliados a esa entidad, por costumbre, se transformó en una norma el cobro de honorarios correspondiente al 50% del valor de la primera renta de arrendamiento, a cada una de las partes involucradas.

Sin embargo, también es posible realizar un cobro por el equivalente al 2% de la renta total de un período. Por ejemplo, si el valor de un arriendo pactado por cinco años es de $500.000 mensuales, el ingreso por ese periodo estipulado significa un ingreso para el arrendador de $30.000.000. Por tanto, el corredor cobraría el 2% de ese total, es decir, $600.000 más IVA, en caso de que corresponda.

Cobros convenidos

Cuando se trata de la venta de un bien raíz, los corredores afiliados a ACOP cobran el 2% a cada parte, más IVA si corresponde. Cifra que se ha acordado en la institución.

Antiguamente, los corredores ACOP tenían prohibido hacer anuncios publicitarios donde señalaran que las ventas no tenían comisión. Pero esta medida ha cambiado, debido a ciertos tratos especiales donde la parte vendedora se hace cargo del 100% de la comisión, liberando de este pago al comprador, como ocurre en casos de grandes proyectos, tales como conjuntos habitacionales, condominios y edificios.

Funciones definidas

Desde la misma entidad explicaron que un corredor de propiedades tiene la misión de poner de acuerdo a comprador y vendedor en aspectos como la intención de adquirir una vivienda, las condiciones de compra, modo de pago -que debe estar establecido-, el plazo y las condiciones de entrega, realizando un seguimiento de toda la operación.

Es importante tener claro que no es trabajo del corredor temas como la calificación y estudio de títulos, lo que es función de los abogados. Cuando una corredora ofrece esta asesoría, se valen de abogados de sus propias oficinas, estableciendo honorarios de este servicio adicional, según sea el caso.

Cuando se trata de arrendamientos, los corredores deben preocuparse por la calificación de los interesados en arrendar, de las condiciones del contrato y del estado de entrega de la propiedad, el cual se reduce a un inventario que debe ser cotejado al recibir la propiedad de vuelta. En cuanto a la devolución de la garantía, le corresponde al propietario hacerse cargo, según las condiciones que se han establecido en el contrato de arriendo.

Si la propiedad es administrada por el corredor, solo en este caso gestionará la devolución de la garantía al arrendador, confeccionando una liquidación detallada.

Irse a la segura

Para evitar pasar malos ratos, y dejar de cuestionarse cuánto cobra un corredor de propiedades, es recomendable contratar un corredor que pertenezca a una asociación gremial, puesto que estas exigen cumplir ciertos requisitos, como experiencia y aptitudes morales y comerciales.

ACOP, por ejemplo, cuenta con una Comisión de Ética, que está encargada de definir responsabilidades y solucionar diferencias entre los corredores y clientes, además resuelve inquietudes sobre la actuación de los corredores afiliados.

Vale decir que las sanciones que pueden recibir por parte de la organización, son de tipo moral y ético, siendo posible que se recomiende (solo en casos muy especiales) indemnizaciones monetarias.

 

Si estás buscando comprar o vender tu propiedad, te invitamos a hacerlo en Mercado Libre.

¿Todavía no te registraste en Mercado Libre? Quiero registrarme