Venta en verde: lo que hay que saber

Comprar en verde tiene distintas ventajas, pero como toda inversión, implica ciertos riesgos. Conociendo todo sobre la venta en verde podrás decidir informado.

Cada vez más chilenos optan por comprar en verde, aunque la entrega de la vivienda sea en 6, 10 o 24 meses después. ¿La razón? Los variados beneficios que trae consigo la venta en verde y la disminución en la oferta de proyectos nuevos para entrega inmediata.

Si estás buscando tu nuevo hogar o realizar una inversión inmobiliaria, y aún no tienes claro qué es comprar en verde, debes saber que significa que un particular promete comprar un bien inmueble (vivienda, local comercial u oficina) que está en construcción y, que por lo tanto, no se encuentra terminada ni cuenta con el Permiso de Recepción que otorga la correspondiente Dirección de Obras Municipales, el cual es un requisito indispensable para concretar la compraventa de la propiedad.

Qué ofrecen las inmobiliarias

Este tipo de inversión ha ido cobrando fuerza entre quienes no están interesados en adquirir un inmueble usado y que prefieren esperar por la vivienda que quieren, en el sector que desean. Además, los beneficios y ventajas que ofrecen las inmobiliarias hacen aún más tentadoras las compras en verde.

Una de las principales ventajas de inclinarse por este tipo de compra es poder ser el primero en elegir, por lo que se amplía la gama de alternativas. Y es que la venta en verde se puede realizar desde que se compra el terreno hasta la recepción de la obra en el municipio; la decisión de cuándo empezar a vender la tiene la inmobiliaria.

Otro gran beneficio que trae consigo la compra en verde tiene que ver con nuestros bolsillos: el descuento. Las inmobiliarias, con el fin de hacer más atractiva la oferta, otorgan precios inferiores en relación a los que podría tener el mismo inmueble con entrega inmediata.

Por otro lado, como la vivienda está en construcción, el comprador podría cambiar la distribución de algunos espacios o modificar las terminaciones, según las condiciones que permita la inmobiliaria.

Cómo evitar malos ratos

La venta en verde es una práctica que se realiza hace mucho tiempo, sin embargo, se regularizó en el año 2004, con la dictación de la Ley N° 19.932 y, en el 2005, con la Ley N° 20.007.

Dicha legislación busca proteger a los consumidores de pasar malos ratos, obligando a las inmobiliarias que utilicen este método, es decir, que reciben dinero por un inmueble aún no recepcionado, a otorgar la promesa de compraventa mediante instrumentos privados autorizados ante notario y a entregar una garantía por esta mediante pólizas de seguro o boleta bancaria.

La inmobiliaria o la empresa que vende el bien raíz es la responsable de contratar dicha póliza, la cual cubre los dineros entregados por concepto de pie.

En resumen, si una persona da un adelanto y la inmobiliaria no entrega la vivienda, una compañía de seguro o un banco le devolverá el dinero, quedando así protegido ante cualquier imprevisto.

Aunque este tipo de transacción puede parecer muy conveniente, en Mercado Libre te recomendamos ir a las salas de venta de las inmobiliarias e informarte sobre todo lo que implica realizar una compra en verde, como los plazos, beneficios y compromisos que adquieren las partes.

 

Si estás buscando tu nuevo hogar, te invitamos a visitar Mercado Libre.

¿Todavía no te registraste en Mercado Libre? Quiero registrarme