15 plantas de jardín resistentes al sol y al frío

Compartimos distintos tipos de plantas que se mantienen sanas y bellas en todas las estaciones y climas. Variedades, cuidados y más.

Tener un rincón con un toque de naturaleza tiene muchos beneficios para el hogar. Hay plantas de jardín resistentes al sol y al frío que pueden embellecer y sumar oxígeno a tus espacios durante todo el año. Te recomendamos algunas especies que se mantienen sanas en todos los climas y que puedes sumar sin invertir demasiado tiempo en su cuidado.

Las plantas y el contacto con la naturaleza mutliplican el bienestar porque atraen energía positiva y reducen la contaminación ambiental y sonora. En esta lista, puedes encontrar una buena cantidad de plantas de jardín resistentes, que requieren poca atención y mantenimiento.

Plantas para jardín

Ya sea que estés buscando plantas de sombra exterior, plantas con flores o variedades resistentes al frío o al calor intenso del sol, te damos algunas opciones para que tengas en cuenta al momento de decorar tu jardín.

plantas para jardin

Te puede interesar: Cómo cuidar las plantas de interior y exterior

Margaritas

Si quieres plantas para jardín de sol que, además de resistir al calor, regalen lindas flores, las margaritas te encantarán. Flores de pétalos blancos, amarillos o naranjas con centro amarillo, las margaritas son muy frecuentes en casi cualquier punto del globo y esto se debe a que son una especie que resiste muy bien a distintos climas y terrenos. Si quieres darle luz a tu casa, ¡son una excelente elección!

Al ser plantas adaptables y resistentes necesitarán de un cuidado mínimo. Puedes tenerlas al sol o en semisombra. Debes regarlas con cierta frecuencia, aunque no hace falta que les des muchísima agua.

Crisantemo

Chrysanthemum es el nombre científico del crisantemo, planta de sombra exterior que es muy resistente al frío y florece con la llegada del otoño. La temperatura ideal para esta planta ronda los 10 y 15ºC, con lo cual puede soportar bajas temperaturas pero no resiste una helada.

Si bien no necesita de luz directa del sol, el crisantemo necesita abundante luz natural, algo que es importante tener en cuenta a la hora de ubicar la planta. Otra de las ventajas del crisantemo es que podrás conseguirlo en una variedad de colores: rosa, naranja, blanco, lila, amarillo y también mezcla entre ellos.

Lavanda

El aroma de la lavanda es característico e inconfundible. Es una planta que se usa mucho en la cosmética y en artículos de higiene y limpieza. A pesar de tener un tamaño pequeño, sus flores de color lila o violeta crecen en gran cantidad.

A la hora de cuidar una planta de lavanda ten en cuenta que deberás regarla al menos dos veces a la semana como mínimo. Es una planta que crece en campos extensos, por lo que necesitará mucho sol para crecer bien, pero, igualmente, resiste muy bien al frío y a la sombra, así que no te preocupes si el invierno en tu zona es fresco. ¡La lavanda resistirá!

Otra cosa que debes tener en cuenta es que la lavanda es una buena para tener en maceta, por lo que puedes considerarla si tienes un pequeño patio o balcón.

arbustos para jardin

Jazmín blanco

Otra flor reconocible por su agradable aroma es el jazmín blanco, una de las opciones de plantas de sombra con flor también resistente al frío. Tiene hojas pequeñas de color verde oscuro y florcitas color blanco que expanden su característico aroma. Es una planta trepadora, así que tendrás que ubicarla cerca de una pared o ponerle un tutor para que crezca.

Recuerda que, si no quieres una planta trepadora, existen otras variedades de jazmines muy hermosos.

Rosales

Existen varios tipos de rosas, ya sea en color o tamaño. Lo que todas tienen en común es su resistencia al sol fuerte y persistente. Esto las convierte en plantas perfectas para jardines o patios con mucho sol y calor durante el día, sin tener que preocuparte.

Antes de plantar un rosal averigua qué tipo se adapta mejor a la zona en la que vives. Es una cuestión clave para la adaptación y crecimiento de la planta.

Jardin vertical con pallets

Puedes ver: Cómo hacer un jardín vertical en casa

Ciclamen

El ciclamen, también llamado “violeta persa”, es una planta que resiste al frío y a la sombra. Florece en invierno y decora tu jardín con sus flores de vívidos colores como blanco, violeta, rojo o rosa, que hacen un contraste perfecto con sus oscuras hojas verdes. Existen distintos tipos de ciclamen que varían según el tamaño de sus flores y por su color.

Buganvilla

La buganvilia o buganvilla es una planta con flores muy buena para tener en terrazas o jardines. Es una especie trepadora que puede cubrir paredes o muros en su totalidad. También se puede plantar en una maceta grande.

Existen distintos tipos de buganvilla que varían según el color de sus flores: rosa, morado, rojo, blanco. Ten en cuenta que esta planta necesita de mucho sol para crecer, por lo que tendrás que ubicarla en un lugar expuesto al calor y a los rayos del sol, ya que resiste muy bien a estas condiciones.

Arbustos para jardín resistentes

Los arbustos son tipos de plantas leñosas que se ramifican desde su base y son muy resistentes. Sirven para decorar parques extensos pero también pueden ser buenas plantas para jardines pequeños. Puedes encontrar una gran variedad de arbustos, según su forma, tamaño y color o si poseen flores o no. Aquí te damos algunas opciones para que tomes en cuenta.

Eugenia

La eugenia es un arbusto perfecto para climas de mucho calor y resiste a la perfección la exposición a los rayos del sol. Tiene hojas pequeñas y lustrosas de un color verde cobrizo y flores pequeñas de color blanco, seguidas por unos frutitos morados. Es un arbusto que crece alto (puede alcanzar los 7 metros), perfecto para un cerco.

Las dos desventajas de la eugenia son su sensibilidad al frío y su necesidad de un riego continuo e intenso. Estos dos factores hacen que tengas que cuidar de tu arbusto con especial dedicación durante sus primeros años de vida.

arboles para jardin

Puedes leer: Cómo hacer una huerta orgánica en casa

Campanita china

La campanita china o campanas doradas es un arbusto perenne con flores amarillas que crecen de manera abundante y son muy llamativas. Resisten bajas temperaturas y la falta de agua, por lo que si alguna que otra vez olvidas su riego nada malo sucederá.

Planta fuerte, es frecuente encontrarla en jardines o parques y puede llegar a crecer hasta dos metros de altura.

Hibisco

Por su origen, el hibisco es también conocido como rosa china. Su principal característica son sus llamativas flores, que pueden ser rojas, amarillas o naranjas, dependiendo de qué variedad sean.

Es un arbusto de tipo tropical que resiste muy bien el calor y la humedad, aunque también puede adaptarse a un clima mediterráneo. El hibisco puede crecer hasta 5 metros de altura. La clavé está en asegurarse de que reciba luz del sol de manera directa durante la mañana.

Espirea

La espirea, comúnmente llamada “corona de novia”, es un bellísimo arbusto decorativo para tu jardín. A fines del invierno y principios de la primavera ofrecerá una floración muy intensa que transformará un arbusto de verde a blanco por sus pequeñas flores.

La corona de novia necesita luz directa del sol y se adapta mejor a climas con temperaturas bajas o medias. Igualmente, también soporta ubicaciones a mediasombra. Durante su temporada de crecimiento la espirea requerirá de un buen riego.

Árboles para jardín

Los árboles son plantas importantes y emblemáticas de cada jardín. Dan sombra, color, atraen y sirven de hogar para la fauna del lugar donde vivas… Sin duda, son seres vivos muy especiales. Por eso es importante que elijas el árbol correcto según dónde vivas, prestando especial atención al clima y tipo de suelo.

A continuación te recomendaremos algunos tipos de árboles resistentes tanto al calor como al frío.

Ciprés

El ciprés es un árbol en forma de cono que puede llegar a crecer 30 metros de altura y cuyas hojas son perennes. En sus orígenes se lo utilizaba principalmente para proteger los terrenos o edificaciones del viento, por ser un árbol alto, flexible y resistente.

Su entorno preferido es soleado y seco, pero se adapta muy bien a distintos tipos de climas y suelos. Puede resistir con un riego mínimo y florece a fines del invierno.

semillas de pasto para jardin

Te puede interesar: Balcones con plantas: ideas para decorar y disfrutar

Álamo piramidal

El álamo es un árbol de crecimiento rápido que se utiliza para tapar visuales o como barrera para crear microclimas. Prefiere suelos húmedos pero se adapta muy bien a todo tipo de climas y suelos. Es un tipo de árbol excelente para parques amplios, dado su rápido crecimiento. Te desaconsejamos plantarlo cerca de cañerías o pisos, ya que sus raíces pueden estropearlos al ser muy invasivas. Tiene hojas perennes.

Ficus benjamín

El ficus benjamín es un lindo árbol tanto para interiores (en maceta) como para exteriores, donde puede alcanzar 25 o 30 metros de altura. Su principal característica son sus lustrosas hojas verdes que crecen de manera desordenada. Es un árbol de crecimiento rápido y su mantenimiento es muy simple.

El ficus necesita de lugares iluminados de manera natural, pero no requiere luz solar directa. Es un árbol que prefiere la semisombra y soporta temperaturas entre los 13 y los 24ºC. Durante su crecimiento, el ficus necesitará de un riego continuo. Una vez crecido, este tipo de árbol agradecerá un fino rociado durante el día.

plantas de sombra exterior

Puedes leer: Cómo remodelar una casa: claves para renovar tu hogar

Seguí leyendo:

 

¿Todavía no te registraste en Mercado Libre? Quiero registrarme