¿Te negaron el crédito? Conoce el porqué.

Estabas seguro que te lo otorgarían pero por algún motivo no fue así. Tal vez debas conocer en qué se basaron para tomar esa decisión.

Son muchos los factores que los bancos analizan para dar un préstamo. Desde temas personales hasta los financieros se ponen en la mesa con el motivo de asegurar el pago del mismo; obvio, porque nadie entrega dinero sin esperarlo nuevamente en sus manos. Y dentro de toda la información que te piden se incluyen los comprobantes de ingresos y reporte de buró de crédito. Puede pasar que tenías una idea de tu estado pero a ellos no se les va nada, por eso te podemos decir las posibles 9 razones por las que rechazan un crédito.

Pero antes de entrar en detalles, vale la pena revisar a fondo los valores que toma en cuenta el banco para determinar que una persona es sujeto de crédito. Vamos, es sencillo, ya que antes de una casa viene el plástico y si para ese te dijeron que NO… ni siquiera deberías pensar en una vivienda.

Veamos qué sucede con el historial

Es el primer paso para iniciar en los asuntos de los créditos. Empezando porque para todo te van a pedir una tarjeta de crédito pero, ¿habías pensado en lo que tuviste que atravesar para que te la dieran? Seguro fue complicado y tardaste en obtenerla… o no, tal vez te la ofrecieron hasta el cansancio hasta que terminaste por aceptarla, pero si te la ofrecieron fue porque, tal vez sin darte cuenta, cumplías con ciertas características positivas.

comprar un terreno

Esto es lo lo que debes saber antes de comprar un terreno

Ya con ella, tus gastos e historial fueron tomados en cuenta. De hecho, funciona como una tabla de juego con sus puntuaciones, pues ésta determina tu posición –negativa o positiva–, para darte una calificación bajo parámetros básicos como:

  • Si eres pagador en tiempo y forma.
  • Cuántas tarjetas de crédito tienes y has manejado.
  • Qué antigüedad tienes en tu trabajo y domicilio.
  • Tu nivel de endeudamiento actual.

Tips para construir un buen historial

Lo primero que se llega a pensar con una línea de crédito, sea cual sea el tope, es “¡tengo dinero de sobra para gastar!”, y no debería de ser así. En realidad no es tu dinero y la verdad es que te tienes que limitar para no ahorcarte y al mismo tiempo mantener un buen historial que a futuro te abrirá esas puertas que necesitarás, como el crédito hipotecario.

No importa en qué etapa te encuentres, como dicen “siempre hay tiempo para cambiar de dirección”. En ese sentido, existen tips que te ayudarán a construir el historial crediticio ideal:

  1. Paga tus deudas: Cubre el total de tus tarjetas mes a mes y si no puedes, intenta liquidar lo antes posible. Se dice que entre más crédito libre tengas, mayor será tu solvencia.
  2. Gasta menos de lo que ganas: Suena obvio pero llega a pasar sobre todo cuando son ventas a meses. Ten cuidado, la deuda no debe sobrepasar tus posibilidades.
  3. Abre una cuenta de ahorros.
  4. Solicita un préstamo pequeño: Decimos “pequeño” para que lo puedas cubrir fácilmente y así obtener un puntaje positivo que te apoyará al momento de buscar uno más grande.

Aplícalos e incrementa tus posibilidades de financiamiento.

No son 10, tampoco 8; son 9 razones por las que rechazan un crédito

Hay que pensar que los bancos se dedican a eso. Investigan a fondo y descubren temas hasta de los que posiblemente desconocemos. Lo cierto es que llegamos aquí y hoy no dispones de esa suma que te apoyaría para adquirir un bien.

Decir que hay una sola explicación facilitaría todo, pero no es así. Existen varias razones que intentaremos explicarte de manera sencilla:

1. Ingresos

Una cosa es recibirlos y otra totalmente distinta, comprobarlos: al no tener sustento del sueldo que recibes va a ser complicado que el banco se la quiera jugar contigo.

En particular existen pocas instituciones que aceptan trabajadores independientes, pues la mayoría te solicitará tus comprobantes de nómina de los últimos 6 meses.

casa o departamento

Encuentra aquí ofertas en todo el país

2. Mínimo esperado

No basta con comprobar los ingresos, también es indispensable ganar el mínimo establecido con el fin de asegurar los pagos. Por lo general se exige que el sueldo sea de dos a tres veces la mensualidad de la hipoteca.

Por ejemplo, para un crédito de $1,200,000 pesos necesitas comprobar ingresos mensuales por $30,000 pesos aproximadamente.

3. Antigüedad

También hay motivos que para ellos se vuelven de “riesgo”. Tal es así con la antigüedad de casa y empleo:

  1. Para la primera, ser nuevo en el domicilio o mudarse constantemente podría significar inestabilidad. Por eso te piden al menos 6 meses.
  2. En la segunda, el tiempo laborando para la misma empresa es fundamental. Al tener más de un año indicará que no te quedarás pronto sin trabajo.

4. Buró de Crédito

Mucho se dice acerca del Buró de Crédito. Hay mitos y verdades pero lo que nos interesa es su participación en cuanto a los créditos. Debes saber que ellos no toman la decisión y solamente proporcionarán el comportamiento crediticio de las personas y empresas.

O sea que exponen el historial donde los interesados conocen si el que busca el crédito ha sido buen pagador o no. Con base en el mismo, el banco decide si te lo otorga o no.

5. Capacidad de pago

Por otro lado existe un cálculo por parte de las instituciones financieras donde prospectan las deudas existentes junto al crédito. La suma deberá ser positiva en cuanto al sueldo; lo que queremos decir es que si los gastos constantes representan más del 45% de tu ingreso, es seguro que te lo negarán.

6. Inmueble

Adicional a la investigación que le realizan al interesado, indagar en la situación del inmueble es otro de los factores que pueden evitar que el préstamo suceda. Por ejemplo, olvídalo si el terreno o casa está intestado.

Para que no te sorprendan, mejor pregunta desde el principio, ya que la propiedad va a quedar como garantía por lo que debe estar libre de problemas testamentarios.

7. Pagos al corriente

No va a ser posible recibir el crédito si el inmueble tiene deudas en materia de servicios: luz, gas, agua o predial. El banco nunca va a aceptar un bien bajo esta situación, ni tampoco si se encuentra hipotecada o algún otro gravamen.

comprar casa en México

Conoce 9 claves para comprar casa si eres extranjero

8. Escrituras

Es fundamental y, hasta cierto punto, básico solicitar que se muestren las escrituras o el comprobante de la escrituración, ya que si no está correctamente dada de alta ante el Registro Público de la Propiedad, caeremos nuevamente en el tema de lo que exige el banco. Si hay alguna irregularidad, no te van a aceptar a aceptar el crédito. Mejor checa otra propiedad.

9. Enganche

Bajo ninguna circunstancia recibirás el 100% en un préstamo. Digamos que lo mejor es juntarle previamente y ya cuando hayas reunido entre un 20% y un 30% del valor del bien en el que te interesaste, acudas con el banco. Esto es porque los bancos solo llegan a otorgar aproximadamente un 80% del total y lo demás tendrás que cubrirlo.

No esperes a necesitar un crédito para comenzar un historial sano. Si ya comenzaste el proceso y solo esperas la respuesta, ve revisando las propiedades en Mercado Libre.

¿Todavía no te registraste en Mercado Libre? Quiero registrarme