¿Cada cuánto se hace el cambio de aceite?

Tras un determinado tiempo o cantidad de kilómetros, debemos revisar nuestro vehículo. Hay cuidados que nunca debes perder de vista para viajar seguro, como por ejemplo, el cambio de aceite.

Para evitar problemas y ayudar al buen funcionamiento del auto y a la prolongación de su vida útil, es importante saber cuándo realizar un cambio de aceite y filtro. Son cuidados fundamentales que debemos hacer tras haber recorrido cientos o miles de kilómetros, o cada ciertos meses o años, para cuidar el motor y conservar un óptimo funcionamiento del vehículo.

cambio de aceite

El mantenimiento de un auto es un trabajo diario que implica estar atento a algunas situaciones y elementos propios de cada vehículo. Es importante corroborar de vez en cuando que todo esté en orden para que no haya contratiempos y evitar roturas que puedan resultar costosas. Por eso, y más allá de los imprevistos que puedan surgir y afectar la mecánica de un coche, hay algunas tareas que pueden y deben programarse con anticipación para evitar problemas y preparar el auto para salir a la ruta. Entre ellas, cambiar el aceite y el filtro.

¿Cuándo se hace el cambio de aceite?

En general, podemos decir que los vehículos actuales están diseñados para que se les haga un cambio de aceite cada 15,000 km, pero ese tiempo puede acortarse en vehículos más antiguos (5,000 a 10,000 km). Llegado el caso de no cubrir esa cantidad de kilómetros rodados, igualmente se debe hacer el cambio del aceite y filtro una vez por año. Hay que tener en cuenta que el aceite del motor sufre más cuando se realizan muchos desplazamientos cortos en el día que si se hacen viajes largos por ruta o autopista.

También es conveniente cambiar el aceite si observamos deterioro en el cárter (una de las partes del motor que, entre otras cosas, cumple la función de actuar como depósito para el aceite) por desgaste o por falta de uso cuando un auto pasa mucho tiempo sin funcionar.

El aceite lubrica las piezas internas del motor y, a medida que el auto se usa, se va quemando y recoge partículas de suciedad, un proceso que al pasar el tiempo lo va haciendo perder sus propiedades y deja de cumplir su función correctamente. Por eso cambiarlo cuando es necesario es clave.

La periodicidad de esta tarea va a depender del uso que se le dé al auto, de la marca, el modelo y el año de fabricación. También influye la forma en la que el conductor maneja.

¿Cuánto cuesta el cambio de aceite?

Los servicios de cambio de aceite y filtro en los concesionarios oficiales tienen un precio muy distinto al que cobran los talleres independientes que están dispersos por las ciudades; incluso, en las agencias el precio varía dependiendo del modelo y kilometraje, porque cuanto más haya rodado, más habrá que revisar. La mayoría de las marcas ofrecen un servicio básico (que incluye el cambio de aceite y filtro), el cual también se puede obtener en un taller no oficial por un menor costo.

Ante costos elevados, si bien en principio muchos conductores quedan presos del servicio oficial al que recurren para no perder la garantía del auto, apenas ésta se acaba comienzan a buscar opciones más económicas.

Lo más recomendable es hacer el cambio de aceite en un taller, pero no es algo complejo y con algunos tips lo puedes resolver fácilmente. Sólo es necesario estar muy atento y trabajar con mucho cuidado y de forma responsable con el medio ambiente, reciclando el aceite usado.

cambio de aceite

Paso a paso para cambiar el aceite del auto

En primer lugar, es importante recordar que el coche siempre tiene que estar estacionado en suelo plano, nunca en una cuesta o un desnivel, ya que podría generar problemas.

Después, es preciso preparar las herramientas que se van a utilizar: llave ajustable para el filtro de aceite (de cinta metálica), llaves fijas, dos bidones de plástico donde volcar el aceite, un embudo, el aceite necesario para el recambio y el filtro de aceite nuevo que se va a poner.

Retira la carcasa que protege la parte inferior del coche y quita el tapón del recipiente que contiene el aceite, el cual se encuentra en el fondo de la parte trasera del motor. No olvides colocar un recipiente para recoger el aceite viejo y extraer el filtro con la ayuda de una llave metálica antes de abrirlo. Cuando se haya vaciado el filtro, retira el tapón inferior del aceite para que vaya cayendo en el bidón. Para una mejor y más rápida extracción, es recomendable desenroscar también el tapón superior del depósito del aceite.

Deja que caiga todo el aceite, dale un buen tiempo y luego coloca el nuevo filtro y el tapón por donde has vaciado este líquido. Es recomendable sustituir la arandela que viene con el tornillo del aceite, siempre que la tengamos. Procede a llenar el coche con el aceite nuevo (ayudándote de un embudo), comprobando poco a poco el nivel con la varilla y vuelve a colocar la carcasa protectora inferior.

Tipos de aceites

Así como existen diferentes tipos de motores, los fabricantes de aceites también se esfuerzan por ofrecer compuestos que sean apropiados para cada tipo de motor y para cada uso en específico. No es lo mismo un motor de nueva generación que está construido con menor tolerancia de montaje entre las piezas, un motor diésel o incluso un motor que haya pasado de los 300,000 kilómetros.

El más básico es el conocido como “aceite mineral“, especialmente indicado para motores con bastante desgaste y que ya llevan muchos años trabajando.

Un nivel por encima encontramos los semi-sintéticos, que son los más utilizados en estos días por la inmensa mayoría de los fabricantes de automóviles. Estos aceites aportan buenas prestaciones en un uso normal o incluso en determinadas situaciones de manejo rudo.

Los 100% sintéticos son aceites normalmente reservados a motores de altas prestaciones o con gran nivel de exigencia que necesitan de la mejor lubricación en cualquier circunstancia. Un aceite sintético garantiza la máxima lubricación en frío con grandes propiedades anti-fricción, manteniendo sus cualidades incluso tras largos periodos de tiempo.

cambio de aceite

¿Qué hacer si el auto pierde aceite?

La pérdida de aceite del auto es una de las averías más comunes, y puede ser más o menos grave en función de la cantidad de aceite perdido y de dónde proceda la fuga, pero en todo caso siempre hay que tomar medidas rápidas para evitar males mayores. En ocasiones, el coche deja un charco bajo el motor a causa de la condensación o del aire acondicionado, sin que esto suponga que exista ninguna avería; por el tacto y el olor, se puede comprobar que se trata realmente de aceite.

En caso de verificarlo, a continuación hay que comprobar cuánto aceite queda en el auto, para ello debemos dejar enfriar el motor y luego medir con la varilla, si la pérdida es grande y estamos por debajo del nivel recomendable, deberemos llamar a una grúa para no exponer al vehículo a un daño mayor. Por el contrario, si el nivel de aceite es aún aceptable, podemos llevar nosotros el auto hasta el taller de confianza para que arreglen el problema.

Nunca dejes que un problema de pérdida de aceite permanezca sin atención. Y recuerda que al tratarse del correcto funcionamiento del motor, lo barato puede salir caro.

Visítanos y encuentra lo que estás buscando para tu auto.

¿Todavía no te registraste en Mercado Libre? Quiero registrarme